El deseo

Así que este eres tú.

Te veo llegar y no luces tan genial;

no luces nada especial

pero aquí estás.

Yo solo, sin saber nada de tí y tú igual …

pero nos vemos…

y sabemos que está ahí.

El deseo de ambos que  despide

semillas de poder a gran velocidad

con solo vernos, quietos, sin movernos,

diciendo un hola despierto con la mirada …

sólo viéndonos…

y sabemos que está ahí.

El deseo.

Está ahí.

Aquí. Conmigo.

Ven.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s