Te traigo ganas

“Te traigo ganas”. Lo digo quedo pero con todas las fuerzas de mi cuerpo.

Te sonrojas; no dices nada. ¿Qué hay de malo en decirlo? Es cierto.

Te traigo ganas, y de las buenas… y de las malas también.

Quiero lamerte, quiero besarte. Quiero morderte donde no te alcances.

Verte la cara de deseo. Verte lubricado y ya sin miedo.

Oirte pedir más. Oirte que ya no puedes más. “Quítame la ropa”,

“Cógeme ya”, “Échalos aquí”, “Bésame acá”. Quiero escuchar eso de tu boca

mientras me corro salvajemente entre tus piernas; jadeante y deshecho

por la fuerza de tu cuerpo. “Te traigo ganas”, lo vuelvo a decir.

No contestas con palabras. Me dices “yo también” por el bulto agrandado.

Me tomas de la mano, yo te agarro la nalga. Hemos empezado.

1015507_591628410859027_795130252_o

 

2 thoughts on “Te traigo ganas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s